Hace ya mucho tiempo que la idea me ronda la cabeza: recorrer, corriendo, la distancia que separa mi lugar de residencia – Barcelona – hasta el lugar que me vio crecer, la Costa Brava. Les Gavarres han sido y serán siempre un lugar muy especial para mi. No se trata de alta montaña pero, aún sin poseer esa magia que nos regalan las alturas, me transmite algo muy especial. Salpicadas de dolmens, de ermitas, de «piedras de sacrificio», de antiguas masías, todos testigos centenarios del paso del tiempo, las Gavarres desprenden una energia especial. Una energía que huele a mar, a hierbas aromáticas y a musgo. Cuando estoy allí, me siento en casa.

 

Sin embargo el calendario de competiciones suele dejar poco margen para organizar, prepararse y ejecutar este tipo de ideas, así que el proyecto esperaba en un cajón… Hasta ahora. Este parece se el año ideal para llevar a cabo mi ideas. Un año sin competiciones pero, sobre todo, un año en el que todos necesitamos una motivación, una aspiración, una meta: algo que nos ayude a seguir adelante, con ganas de seguir superándonos. Han sido muchas las semanas de aislamiento, separados de nuestros seres queridos, amigos y familiares a los que solo hemos visto a través de una pantalla.

 

Así que quiero que este reto también sea un reencuentro: por eso, a lo largo de la ruta, he marcado varios puntos de encuentro en los que, los que quieran, puedan unirse a mi para acompañarme en tramos de hasta 10km, y compartir conmigo parte del camino.

 

¿Nos veremos en alguno de ellos? ¡Ojalá que sí! 

Aproximadamente 190km son los que separan el parque de Collserola, mi patio de entreno habitual, hasta mi meta: un recorrido que he trazado sobre mapa, y que se desarrolla en un 98% sobre senderos no asfaltados. 5.000 los metros de desnivel que deberé superar para llegar hasta Santa Coloma de Fitor, la pequeña ermita que marcará el inicio del fin de mi aventura que, calculo, debería poder concluir en aproximadamente 20 horas.

LAS REGLAS DEL RETO

Autonomía casi total: el equipo de apoyo solo podrá proveerme de agua, café caliente y un par de zapatillas adicionales para cambiarme. Si necesitara algún elemento extra, se sumaría una penalización de tiempo: 15′ en el caso de recibir alimento y 30′ en caso de recibir cualquier otro elemento. 

Asistencia: la asistencia la podré recibir solo en los puntos de control definidos. La asistencia consistirá básicamente en poder recibir masajes, agua, café caliente o cambio de calzado. 

Tiempo: El tiempo máximo para lograr el objetivo será un máximo de 24 horas. Si tardara más, el reto no se daría por logrado.

Distancia: si bien estará permitido cambiar la ruta sobre la marcha si fuera necesario, la distancia mínima a recorrer será de 170km y el desnivel positivo acumulado mínimo será de 4.500 metros. Si no se dan estas condiciones, el reto no se daría por superado.

Fecha del reto: – Próximamente –

Lugar de salida: Plaza Mireia

Lugar de llegada: Santa Coloma de Fitor

Distancia estimada: 180 km

Desnivel positivo acumulado: 4.940 m. (aprox.)

Desnivel negativo acumulado: 5.300 m. (aprox.)

Sant Pere Màrtir

Font de la Budellera

Montnegre y el Corredor

Santa Coloma de Fitor

Powered by Wikiloc

actualizado 18/06/2020

Puntos de control:

 
HDPa= Hora de paso aproximada. 

«RacePack», EL MATERIAL:

A continuación detallaré todo el material que utilizaré para el reto: todo lo llevaré yo mismo, salvo los 10 litros de agua que el equipo de apoyo podrá proporcionarme en el puntos de control.

Como siempre, mi segunda piel será X-BIONIC: correré con la nueva línea de Effektor específica para Trail Running, y con los calcetines de X-Socks Marathon Helix Retina y los Run Energizer.

En cuanto a la alimentación, el 90% de la energía la voy a sacar de TAIWIND: me decanto por el nuevo sabor Colorado Cola (con cafeína), y los míticos Green Tea y Naked. 

 

TRANSPORTANDO SUEÑOS

Cuantos de nosotros, durante estos meses de confinamiento, nos hemos volcado en nuestros sueños, y los hemos convertido en deseos, que suspirábamos al mirar por nuestras ventanas, imaginando el momento en el que volveríamos a estar «allá afuera». 

 

Os propongo algo: durante mi recorrido, en cualquier punto, en cualquier momento, podréis entregarme uno de esos deseos, escritos en un papel o, si os va mejor, los podéis dejar a través del formulario que encontraréis más abajo. Yo transportaré hasta la meta todos los deseos y propósitos, y los leeré, uno a uno, antes de quemarlos, en un pequeño ritual para que se cumplan… Pero antes de eso, realizaremos un pequeño sorteo y, el primer deseo o propósito que saquemos de la bolsa, se llevará el premio: unos calcetines Marathon Helix Retina de XBionic y una bolsa del nuevo sabor de Tailwind, Colorado Cola. 

 

Publicaré todos los deseos en esta misma página ¿Te animas a entregarme tus sueños? 🙂

 

 

*No olvides tu correo electrónico, si no no participarás en el sorteo, tanto si dejas aquí tu deseo como si me lo entregas en mano!